Museos

Imprimir

Museo Municipal de Dreyer

Ubicado a un costado de la Catedral, en la prolongación de la Casa del Corregidor y al frente del balcón Conde de Lemos y, el museo es actualmente propiedad de la Municipalidad, adquirido al fallecimiento del pintor alemán Carlos Dreyer.

El museo que posee interesantes colecciones de oro y plata, alfarería y tejidos es también el guardián de una importante colección de cerámicas, orfebrería, tejidos, esculturas líticas pre inca de la costa, de la sierra y de las culturas altiplánicas , así como de la cultura inca a parte de importantes muestras de arte colonial-español tanto en pintura como artesanía.

El Museo se encuentra cerrado hasta junio del 2005 para su total remodelación y la puesta en valor de sus colecciones.

Casa del Corregidor

La Casa fue construida por el Cura Silvestre de Valdés, el mismo que quedó encargado de la construcción de la Catedral luego de la visita del Conde de Lemos a Puno en 1668. En su testamento, hecho en 1701, Silvestre de Valdés deja instituido que su casa se convierta en Capellanía perpetua de misas. En 1707, es alquilada a Don José Salcedo, Marquez de la Villa Rica de Salcedos.

Durante un siglo, La Casa convertida en Capellanía, sigue en poder de la Iglesia; ésta la remata en 1802 y es adquirida por Don Miguel Pasqual de San Román, quién en 1809 la cede a Doña María Manuela de Orellana y Velasco, hija del que fuera Corregidor de Puno, Don Joaquín de Orellana (de allá su nombre).

Depués de varias compras, herencias y licitación pública, la Casa del Corregidor, aparece hoy como un verdadero centro de la cultura de Puno gracias al esfuerzo de Ana María Pino Jordán, su propietaria actual. Visitar la Web »

Museo Naval

Ubicado entre las Avenidas El Sol y Titicaca, este pequeño museo, muy didáctico, fue inaugurado en 1999. Da una muestra cronológica de la historia de la navegación en el Lago Titikaka. El museo está abierto de 8.30 a.m. a 2.30 p.m.

Barco Museo Yavari

Buque construido en Inglaterra, en el año de 1862, desde donde fue traído por partes cruzando el Pacífico y transportado en mulas por los Andes hasta el Titikaka. Hoy se encuentra en proceso de restauración y está abierto al público como el único museo flotante del Perú. Más información del Yavari »